Cupcakes para Halloween

La receta de hoy es un poco más complicada y laboriosa que las que hemos hecho hasta ahora, pero el resultado merece la pena. Si os decidís a hacerla tened en cuenta que necesitareis unas tres horas. Estas cantidades son para 12 cupcakes.
Espero que os guste.
 Cupcakes para Hallowen
 
 
RECETA
Utensilios:
– 12 moldes de papel para magdalenas
– Cuchillo pequeño y afilado
– Alisador
– Tabla de cortar y rodillo antiadherentes
– Cortapastas redondo de 6 cm de diámetro
– Bol y cuchara
– Mangas pasteleras pequeñas
– Boquilla redonda
– Boquilla en forma de hoja
– Pincel fino
– Plantillas de Halloween
 
Ingredientes para los cupcakes:
– 125 gr de harina
– 125 gr de mantequilla
– 125 gr de azúcar
– 8 gr de levadura
– 2 huevos
– 1 cucharada pequeña de azúcar avainillado
– 1 cucharada de leche (opcional)
 
Ingredientes para el glaseado:
– 250 gr de azúcar glas
– 1 clara de huevo
– Colorante alimentario marrón
– Colorante alimentario verde
 
Ingredientes para el fondant:
– 60 gr de pasta fondant de color naranja
– 60 gr de pasta fondant blanca
 
Preparación:
Empezamos precalentando el horno a 190. En un bandeja de magadalenas ponemos los moldes de papel.
En un bol batimos la mantequilla con el azúcar y hasta que la mezcla quede ligera y esponjosa. Añadimos los huevos  batidos y el azúcar avainillado.
Tamizamos la harina y la incorporamos junto con la levadura y seguimos batiendo hasta que nos quede una masa densa pero fluida. Si queda un poco seca podemos añadir una cucharada de leche.
Repartimos la masa dentro de los moldes de papel. Cada uno debe estar lleno hasta sus 2/3 partes.
Cocemos entre 15 y 20 hasta que los cupcakes estén dorados.
Enfriamos durante unso minutos sobre una rejilla. Dejamos que se enfríen por completo antes de decorarlos.
 
Mientras vamos preparando el glaseado.
En un bol ponemos las claras de huevo con el azúcar glas tamizado y con la batidora eléctrica mezclamos a velocidad suave entre 4 y 5 min. hasta que quede suave y brillante. Cuando el glaseado quede consistente, estará listo.
Lo dividimos en dos partes para mezclarlo con el colorante. Siguiendo las instrucciones del colorante que hayamos comprado lo mezclaremos con el glaseado y así tendremos el glaseado marrón y el verde.
 
Con un cuchillo pequeño y afilado cortamos el copete de los cupcakes, asegurándonos de que queden lisos y de una altura similar.
Extendemos un trozo de la pasta fondant blanca sobre la tabla de cortar y la estiramos con el rodillo hasta que consigamos un grosor de 2 mm y troquelamos seis círculos con el cortapastas redondo de 6 cm de diámetro. 
Con cuidado colocamos cada círculo en la parte superior de cada cupcake, de manera que quede centrado. Alisamos toda la superficie con un alisador.
Para la decoración ponemos en la manga pastelera con la boquilla pequeña el glaseado marrón y hacemos el dibujo de la tela de araña colocando la boquilla en el borde del cupcake y presionamos hasta que el glaseado caiga sobre el fondant. 
 
Para los cupcakes calabaza Extendemos un trozo de la pasta fondant de color naranja sobre la tabla de cortar y la estiramos con el rodillo hasta que consigamos un grosor de 2 mm y troquelamos seis círculos con el cortapastas redondo de 6 cm de diámetro. Colocamos una plantilla de Halloween en el centro del círculo.
Ponemos un poco de glaseado marrón en la punta de un pincel fino y lo repartimos sobre la plantilla, extendiéndolo en un solo sentido. Alisar el glaseado para cubrir todos los huecos. Volver a hacerlo para eliminar el sobrante.
Con cuidado retiramos la plantilla con cuidado. Repetimos la operación en los otros cinco círculos de pasta, alternando las plantillas.
Mientras el glaseado está todavía húmedo poner, con ayuda de una paleta pequeña, un círculo en la parte superior del cupcake. A continuación suavizar los bordes con un dedo. Repetir la operación con los seis pastelillos.
Rellenar hasta la mitad una manga pastelera con el glaseado verde y antes de presionar adaptar la boquilla con forma de hoja.
Colocar la boquilla en la parte superior del cupcake y dibujar cinco hojas que caigan sobre la cara de la calabaza. Ejercer una ligera presión para aplicar el glaseado, bajar un poco la boquilla, dejar de presionar y levantarla. Dibujar las hojas sobre cada cupacke calabaza para completar el diseño.
 
Listo!!
A disfrutar!!
 
Anuncios

Acerca de Cristina

Cuando una de mis hijas se fue a trabajar a EEUU necesitó recetas y consejos para cocinar y eso me dio la idea para empezar a escribir este blog pensando en los “españoles por el mundo” que, por decisión propia o por necesidad, cada vez son más y pueden verse en su misma situación. Espero que os guste y que disfrutéis cocinando conmigo.
Esta entrada fue publicada en NIÑOS, REPOSTERIA y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s